RSS

Archivo de la categoría: Albert Estrada Vilarrasa

Ana Lázaga Mainer

tenerife con arte 1 tenerife con arte

 

Albert Estrada Vilarrasa

109545-2

20030424EL TEMA
ANIMALISTA
EN LAS ACUARELAS
DE ESTRADA
VILARRA SA
HERNANDO
piedras labradas de Guisando y la incisión
RIENDA S
Desde el uro ibérico, testimonial en las al hombre y tantas veces ignorados por
éste. Dentro de la producción del pintor,
de las paredes rupestres, la atracción del esta parcela, gozosamente cultivada, ofrece
tema animalista, patente en el artista primi- idénticas exigencias plásticas al resto de su
tivo, enlaza, modernamente, con la obra. Vehículo es, como siempre, la acua
simbólica cabra de Picasso. En el inte- rela, dominada en una gama de exquisiteces
rregno, son numerosos los pintores y escul- que hicieron posible la comparación de las
tores a quienes atrae la belleza plástica de creaciones de Estrada con las líricas sensi
los animales. bilizacioens de Turner.

Un acuarelista excepcional, Albert
Estrada Vilarrasa, reúne ahora, en una
ARMONIA S
«muestra» sorprendente por su acordada
unidad —al par que la refleja en un libro pri
morosamente editado— aquella parte de su
No persigue Estrada Vilarrasa un
muestrario ilustrador animalista como el ar
producción donde, sin abandonar su preo
cupación ambiental o paisajista, aparece el
tista de Altamira, pinta los animales cercaanimal,
ya como auxiliar de faenas campenos,
los que le son familiares en su recreo
campestre o aquellos duros encontrados du
sinas o bien en la expresión directa de su
vida natural. El virgiliano deleite del campo,
rante sus excursiones paisajistas dentro y
animada su actividad por el complemento
fuera de España. Acoge su temática los ga
de la cría y explotación ganadera, acercó al
lImeros en plena intimidad de cacareo y plu
artista catalán, con la curiosidad de un na
maje, propicios al arañazo del color, apenas
auxiliado por el agua; el hundimiento
turalista, a la observación de la vida animal.
Como Estrada Vilarrasa no es un científico,
sino un pintor, su caso no fue ej de Maeter
unánime de los bueyes de labor, la pareja
hombre-caballo, fundida en la unidad cabalgante;
los burritos pegados a la pared,
linck, atraido por la vida de las abejas en
medio de sus inspiraciones literarias, pero si
conscientes —y gozosos— de su arrincona
encontró una variada incitación colorista,
miento y humildad, o el sonoro atardecer
del paisaje, acordado en la recogida de los
lineal, de movimiento y gracia, conjugable
con su técnica de acuarelista.
rebaños de ovejas, amarillecidos sus vellones
por el último rayo de sol como nota de
La aproximación hacia los animales no
aristocrática distinción, junto a los animales
humildes contrasta ese estanque de Polonia
se produjo en él haciendo extracción del
ambiente donde aquellos viven. No preten
dió definirlos linealmente, como en la
donde los cisnes navegan sobre verdes
acuosos, como en el lago musical de Tchai
lámina explicatmva Buscó la emoción aní
kowski. Mundo de naturales y entrañables
armonías éste a que nos llevan las acuarelas
de Estrada Vilarrasa.
LA VANGUARDIA 09/12/1979

 
 
A %d blogueros les gusta esto: